miércoles, 14 de noviembre de 2012

Quería escribir algo...


Quería escribir algo que llegara a tu corazón, que fuera sorprendente, para hacer que en ti resurgiera una sonrisa de felicidad, días como hoy, días como ayer, me doy cuenta de que sin ti  no soy nada, eres tan importante como el aire que respiro, y sé que estés donde estés estarás a mi lado ayudándome como hasta ahora, dando de ti todo lo que puedes ofrecerme, que es tu amor, doy gracias por tenerte, porque existas y yo estar junto a ti, ojala nunca te fueras… que me ayudaras hasta el fin de los días, pero algún día nuestros caminos se separaran… para volverse a juntar tarde o temprano…
Madre solo hay una y sin duda tú lo has ejercido con tesón, con fuerza y con tu cariño hacia tus hijos… me gustaría poder recompensarte en todo lo que me has dado, poder gritar muy alto para decir a todo el mundo que eres magnífica… que eres la mejor y que sin tu ayuda no hubiera llegado a ser lo que soy y a estar aquí en este momento…
Te Pido perdón por todo el daño que te he ocasionado como hija… sin nunca querer hacerlo y de alguna forma estés orgullosa de mi como yo lo estoy de ti…
Te quiero más de lo que puedes imaginar y sufro por ti más de lo que ves…
Solo decirte que siempre voy a estar a tu lado pase lo que pase…
Lo que más deseo en este mundo es tu felicidad  y yo poder ayudarte en ello…
Se feliz por mi… porque eso me hará feliz…
No sufras nunca más… porque eso me hará sufrir…

Ojala pudiera decirte todo esto mirándote a los ojos…
Pero solo puedo mirarme ahora, en este instante a ellos y darte cuenta que todo lo que te escribo lo siento…

Te quiere Esther 


No hay comentarios:

Publicar un comentario